Buscar
  • Thomas Informa

Thomas Security News 367


Los 5 tipos de fraude más frecuentes en internet y cómo prevenirlos

Algunos de ellos son la suplantación de identidad y las páginas falsas de empresas.


La pandemia del coronavirus hizo que las dinámicas del mundo cambiaran por completo. Entre ellas estuvo, por ejemplo, que las personas tuvieran que volcarse mucho más a la virtualidad para hacer algunas de sus actividades diarias. Trabajar, tener clases, reunirse con amigos se volvieron situaciones netamente digitales. A ellas se les sumaron las compras y las transacciones, que ahora se hacen muchísimo más por internet. Desafortunadamente, esa necesidad también ha hecho que la delincuencia fortalezca su accionar y cometa fraudes que minan la confianza de las empresas y las personas en el comercio electrónico.


Así las cosas, estos son los 5 fraudes en línea más frecuentes:


- Suplantación de identidad (fishing): ocurre, casi siempre, a través de correos electrónicos o mensajes de texto falsos. El estafador se hace pasar por personas o empresas de confianza de los usuarios para obtener contraseñas o credenciales y realizar transacciones.


- Páginas falsas de empresas: se usa haciendo pasar una página falsa como si fuera la de una empresa financiera. Buscan información personal y contraseñas. Revise siempre en el navegador que esté un símbolo de candado para verificar que la página es segura. Y que comience con 'https': si no tiene la 'S', huya


- Fraude por redes sociales: los delincuentes ofrecen servicios, como préstamos, a cambio de pocos documentos. Pero realmente lo que buscan es tener algo de información suya para, después, solicitar productos bancarios haciéndose pasar por usted. No confié en productos financieros que le ofrezcan por redes.


- Robos de cédulas: muchas veces, si le roban su cartera o billetera, la razón detrás está en tener su documento de identidad para pedir, de manera virtual, productos financieros. Así que, si pierde su documento, repórtelo de inmediato a las autoridades y cree una alerta en los burós de crédito.


- 'Landing page fake': son páginas falsas de empresas financieras reconocidas y que se dedican a conseguir datos personales, además de ofrecer préstamos. Normalmente, piden pagar unos 'derechos de desembolso' para entregarle el préstamos.


Recomendaciones de Seguridad:


- Cuide su información personal y financiera: no comparta sus datos personales.


- Evite dar clic en los enlaces sospechosos o mensajes de texto inusuales que inviten a identificarse como clientes con usuario y contraseña.


- Asegúrese de que la página en la que quiere digitar su usuario y contraseña cuente con el dominio correcto de la entidad y con el certificado 'seguro' que aparece en la barra de direcciones.


- Fortalezca sus contraseñas: cree combinaciones con números, signos, letras mayúsculas y minúsculas.


- Procure comprar en páginas confiables y reconocidas que cuenten con métodos de pago por canales como PayPal o PSE.


- Revise y conozca su historial crediticio: es un gran método contra fraudes electrónicos, ya que le permitirá conocer sus obligaciones e identificar cualquier anomalía en su comportamiento financiero.


- Active las alertas preventivas de fraude al sistema financiero: así, las empresas financieras le avisan de cualquier situación inusual que esté ocurriendo con sus productos.


Fuente: Portafolio https://n9.cl/cnlvy


 

Flexibilidad laboral, el beneficio más valorado por los millennials y los centennials

Lo más significativo para las personas que nacieron entre 1980 y 1995 es la adaptabilidad de los empleos a su vida personal


La pandemia de covid-19 les confirmó a millennials y centennials que la flexibilidad laboral es lo más importante en un trabajo. Principalmente a las personas más jóvenes, quienes, contrario a lo que podría pensarse, valoran menos que sus colegas de la generación anterior el cocimiento tecnológico en las empresas.


Los resultados de la Encuesta millennial y gen Z 2021, elaborada por la consultora Deloitte, muestran que lo más significativo para las personas que nacieron entre 1980 y, más o menos, 1995 (millennials), es la adaptabilidad de los empleos a su vida personal y viceversa; 48% lo estimó así. En tanto, 54% de quienes nacieron entre los inicios de 1990 y el 2003 (centennials) dijeron que la flexibilidad es lo mejor que pueden ofrecer las empresas. En el caso del conocimiento tecnológico, esto es relevante para 27% de la generación Z y para 40% de la millennial.


Las decisiones laborales que la mayoría de ambos grupos han tomado en los últimos dos años han sido basadas en sus creencias personales y su ética. 60% indicó que esto ha pesado para aceptar trabajar o no en una organización determinada. Sin embargo, el desempleo es una de sus principales preocupaciones.


La crisis desatada por la pandemia en diferentes ámbitos “ha cambiado sus principales preocupaciones personales”, señala el informe. La asistencia sanitaria y la prevención de enfermedades son dos temas en los que ahora muestran especial interés. “Pero el cambio climático y la protección del medio ambiente siguen siendo un tema importante, ocupando el puesto número uno para la Gen Z y el tercero para los millennials”. La discriminación y la desigualdad son otros problemas que estas generaciones no están dispuestas a dejar pasar en su entorno, incluyendo el lugar de trabajo.


Salud mental, ¿cómo reaccionaron en su trabajo?


El estudio de Deloitte señala que el impacto de la pandemia en la salud mental de estas dos poblaciones no es menor, entre 35% y 41% de los encuestados señala que ha experimentado ansiedad y estrés en el último año. Sin embargo, este resultado está cinco puntos por debajo de la media a nivel mundial


El segundo lugar entre las inquietudes de la generación del milenio es su futuro financiero a largo plazo; para la Z, su trabajo o las perspectivas que les pueden ofrecer sus carreras. La tercera preocupación para el grupo de más edad son sus finanzas del día a día y para la población más joven, su futuro financiero a largo plazo. La mitad de las y los jóvenes expresa que le ha hecho saber las inquietudes sobre su salud emocional a sus empleadores. Sin embargo, más de una tercera parte dijo que en sus trabajos no se llevaron a cabo iniciativas para apoyarlos en su bienestar mental en los momentos más difíciles de la pandemia, ni tampoco están impulsando políticas sobre este tema en este momento.


En general, manifiestan una mala opinión de las actitudes de las empresas. 77% de los grupos piensa que las compañías están enfocadas en su propia agenda y no en la de la sociedad en general. El 66% de millennials dice que la ambición de las organizaciones privadas es sólo generar dinero, el año pasado 63% expresaba esto mismo. En el caso de centennials, 77% lo considera así.


Fuente: La República https://n9.cl/p8ai

 

De Interés


Los trabajos que desaparecerían tras la pandemia del coronavirus - https://n9.cl/a0n1b


La importancia del CAF en América Latina y las labores que realiza - https://n9.cl/l5639


Qué son los drones “caza humanos” y cómo funcionan - https://n9.cl/5416d1


 

13 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo